miércoles, 24 de junio de 2009

DEC DE LHURS, 2.165m (La atalaya de Lescun)

Viene de aquí: ver repor
Y aquí: ver repor
Y aquí: ver repor
El miércoles ascendimos al Dec de Lhurs (2.165m), una bella cumbre con apariencia dolomítica, por un itinerario precioso desde el parking de Anapia y el lago de Lhurs. Y nos hizo especial ilusión porque ya tenía dos intentos frustrados en el pasado por la adversa meteorología. Este escarpado monte, hermano pequeño del vecino Grand Billare, se nos ofreció como un mirador estupendo sobre el skyline de Belagua-Zuriza y las altas cimas del Pirineo central. Es además la atalaya de Lescun.
Ubicación: Circo de Lescun, valle de Aspe, Pirineos, Francia.
Cima: Dec de Lhurs (2.165m).
Desnivel acumulado: 1.222m.
Distancia: 16,3km.
Duración: 7h.
Acceso: Partimos desde el parking de Anapia, en las inmediaciones de Lescun. Desde el pueblo francés tenemos postes y carteles que indican la llegada a Anapia sin ningún problema.

Ver mapa más grande
8:10. Salimos del parking de Anapia (1.011m) por la pista que se dirige al noroeste. Y ya lo hacemos emocionados, a primera hora de la mañana, por la imponente imagen del Grand Billare.
Photobucket


Hay varias cimas que nos llaman la atención desde este punto, así que nos lo tomamos con calma. Hace un día radiante y tenemos todo el tiempo por delante. Nos gusta la cresta que une el Bacqué con el Lariste.
Photobucket


Aquí la cima que domina el plateau de Lhers, y que probablemente recibirá una visita allá por octubre...
Photobucket


Les Orgues de Camplong.
Photobucket


Enseguida tenemos un desvío; nosotros iremos por la izquierda siguiendo las indicaciones al lago de Lhurs. Por la derecha se va al plateau de Sanchese.
Photobucket


Photobucket


Intentamos contener la euforia, pero salimos derrotados con total justicia. No podemos parar...

El ancho camino da un rodeo a un helechal y se dirige al oeste.
Photobucket


Se va a internar en el valle que separa el Dec de Lhurs (izq.) del Billare (der.), justo debajo de la flecha roja que señala la Table (Mesa de los Tres Reyes).
Photobucket


8:37. Llegamos a una bifurcación (1.064m) y vamos por la derecha (tenemos carteles que nos van indicando en todo momento la dirección para el lago de Lhurs).
Photobucket


Photobucket


Dejamos una borda a la izquierda y poco a poco vamos penetrando en el delicioso bosque de Larrangus, que nos aporta una sombra muy agradable.
Photobucket


Atentos a las marcas.
Photobucket


Por el bosque.
Photobucket


Photobucket


Sacamos unos encuadres atractivos desde la sombra hacia la luz.
Photobucket


Photobucket


Sorprendemos a una liebre en el interior del bosque... Y nos acercamos a los paredones del Billare.
Photobucket


Y los del Dec.
Photobucket


Un detalle de la flora.
Photobucket


9:24. Tras un breve zig zag por el bosque salimos a terreno despejado a la altura de esta pared (1.411m). El camino, tallado de forma espectacular, salva el barranco de Landrosque.
Photobucket


Photobucket


Photobucket


El sendero se va estrechando mientras se acerca al lago.
Photobucket


Éste es un momento grande. ¿Por qué? Lo digo al mirar atrás...
Photobucket


Y ver aparecer por ejemplo al señor Midi d'Ossau, también conocido como Jean-Pierre. La única montaña del Pirineo que tiene nombre y apellidos...
Photobucket


Antes de meternos en otro tramo de bosque, vemos el macizo de Sesques.
Photobucket


Photobucket


El Billare también atrae nuestra mirada.
Photobucket


Otra pano hacia el corazón del Pirineo. La flecha roja señala el picacho del Bergon.
Photobucket


Mirando al Bacqué.
Photobucket


El camino coge definitivamente rumbo al lago, donde vemos a una marmota.
Photobucket


10:12. Lago de Lhurs (1.677m), en dos horas desde Anapia.
Photobucket


Rodeado en un circo por el Dec, La Mesa, el Peneblanque y el Billare, el lugar es de ensueño. Y encima, si miramos al desagüe, aparece el Sesques. No se puede tener más en esta vida.
Photobucket


10:40. Llegamos a la cabaña de Claveranne (1.710m), donde picamos un rato tranquilamente. Nos fijamos también en el corredor que sube hacia la Mesa de los Tres Reyes (flecha roja).
Photobucket


Photobucket


Desde la cabaña, a la izquierda, el Billare.
Photobucket


Y a la derecha, nuestro objetivo, el Dec de Lhurs.
Photobucket


Saldremos a su collado occidental tras superar esos pastizales haciendo zetas, sin un camino claro.
Photobucket


Nos acercamos a la otra cabaña cercana, la de Pouey. Ambas se mantienen por dentro en un estado envidiable, muy limpias. Seguimos teniendo cosas que aprender de los vecinos.
Photobucket


Comenzamos a superar las campas sin un camino definido mientras nos fijamos en el entorno de la Mesa y el Peneblanque junto al corredor (flecha roja).
Photobucket


Aunque no halla sendero, encontramos algunos hitos desperdigados y la progresión es sencilla porque la pendiente no es dura.
Photobucket


Photobucket


Photobucket


Photobucket


Cerca ya del collado.
Photobucket


11:18. Desde el collado occidental (1.957m) nos sorprende la vista hacia el resto del skyline de Zuriza, donde destacan las agujas de Ansabere (flechas rojas).
Photobucket


Photobucket


Aquí hacia el sur (la flecha roja señala el Bacqué).
Photobucket


Ya nos queda la última parte y estamos animados. Seguiremos por el filo, atentos a los numerosos hitos, hasta tropezar con la roca.
Photobucket


Photobucket


Photobucket


Photobucket


Salvado un primer promontorio, debemos atravesar un corto tramo de grandes rocas. Al fondo nos espera la verdadera cima, que la hollaremos siguiendo la dirección que marcan las flechas rojas.
Photobucket


En un principio se puede acceder de frente también, pero los hitos mandan por la derecha.
Photobucket


Debemos superar unos tramos de trepada, pero son muy sencillos.
Photobucket


Photobucket


11:54. Dec de Lhurs (2.165m), en algo menos de cuatro horas.
Photobucket


Photobucket


Hacia el Billare.
Photobucket


Sucesivas panos de izquierda a derecha. Somos afortunados.
Photobucket


Photobucket


Photobucket


Photobucket


Photobucket


Aquí con más detalle el entorno de Lescun. Estamos en su atalaya.
Photobucket


Pero no satisfechos con las panos, decidimos hacer zoom sobre algunos ilustres. Tiramos la casa por la ventana. Aquí con el Anie, el rey de este sector.
Photobucket


Las agujas de Ansabere.
Photobucket


Saludamos a más famosos.
Photobucket


Photobucket


Ojo a la ubicación de Aydius (flecha roja), el pueblo que visitábamos la tarde anterior.
Photobucket


Madre mía...
Photobucket



Photobucket


Lescun.
Photobucket


Photobucket


12:33. Tras comer algo más en la cima, emprendemos el regreso por el mismo camino.
Photobucket


La cabaña de Ansabere (1.620m), a los pies de las agujas y el Sobarcal, donde ha pasado la noche un simpático parisino al que llevamos la tarde anterior en auto-stop desde el valle a Pont Masousa. A esas horas se encaminaba hacia el Arlet...
Photobucket


Desde el collado nos despedimos con esta poderosa imagen.
Photobucket


El espolón de la Table. Tremendo.
Photobucket


Las pindias laderas que caen del Billare al lago. Siempre me he preguntado si se podrá bajar por ahí. Yo, por si acaso, ya tracé una línea imaginaria para cuando me anime a darle la vuelta al Billare...
Photobucket


Las agujas parecen querer pegarse al collado. No se confunda, querido lector, hay varios cientros de metros de barranco entre medias...
Photobucket


Nos servimos del pino anteriormente sacado para unirlo al Billare y al Dec en un encuadre mágico.
Photobucket


Desde este punto el desagüe del lago no mira al Sesques, sino al Bergon y La Marere. Mon Dieu...
Photobucket


La Table.
Photobucket


13:14. El entorno del lago. Largo suspiro...
Photobucket


Photobucket


Photobucket


Photobucket


Lo abandonamos definitivamente después de haber descansado y comido otro rato en la cabaña. Por cierto, no vimos a nadie en todo el día...
Photobucket

Como ya conocemos el camino de vuelta nos dedicamos a buscar encuadres atractivos, casi siempre con el Midi y el Sesques como protagonistas. Su caché es muy alto.
Photobucket


Photobucket


Photobucket


Photobucket


Photobucket


Con el Labigouer.
Photobucket


14:21. En el tramo que se asemeja, salvando las distancias, al Chemin de la Mature.
Photobucket


Los paredones del Dec impresionan.
Photobucket


Por el bosque de Larrangus.
Photobucket


Hemos de mirar atrás para comprender que hemos estado ahí. Nos gusta hacerlo en la bajada. Bueno, nos encanta hacerlo. Para qué mentir...
Photobucket


Y casi las mejores fotos se producen poco antes de llegar al coche. Ya me dirá si está de acuerdo...
Photobucket


Photobucket


Photobucket


Photobucket


Photobucket


Photobucket


He de reconocer que los ojos se me van constantemente al Grand Billare, la tía buena del valle...
Photobucket


15:10. Llegada al parking de Anapia.
Photobucket


Y os dejo el mapa.
Photobucket


Y os dejo el perfil.
Photobucket
Y en wikiloc os dejo el track: ver track

LAS NOTAS (La escala es del 1 al 5):
DIFICULTAD: 4. Como suele ser típico en el Pirineo francés, el desnivel a superar es importante pero se hace de manera cómoda porque el camino es muy inteligente. En el tramo final existen varios pasajes de trepada, pero son sencillos.
BELLEZA DEL ITINERARIO: 5. Ruta muy variada con su bosque, su lago de altura y una excelente panorámica. Será feliz.
IMPORTANCIA DE LA CUMBRE: 4.
Bueno, pues dimos por terminada la enésima visita al valle de Lescun. La vuelta a casa, por Jaca y tras otra cena en La Tasca de Ana, es de sobra conocido por todos...

4 comentarios:

iK dijo...

Por fin! Zorionak. Preciosas cumbres solitarias, de las que afortunadamente hay muchas. Precioso día sin nube alguna, y gran profusión de cimas identificadas. Guardo un bonito recuerdo de la noche que pasé en la cabaña cerca del lac deLhurs, la noche antes de hacer 3 Reyes. Ondo ibili.

jefoce dijo...

Muy buenas Iñaki, gracias por el comentario. Ya me acordé de ti en la subida y en la cima, porque me dijiste una vez que era uno de los que te 'faltaba'... Fue un día espectacular por un itinerario que merece la pena. Una pasada. Volveremos a Lescun, no tengas ninguna duda.

Borja dijo...

Vaya, compañero, éste casi se me pasa.
Preciosa ascensión, bosque, laguito, aérea cúmbre...
vaya semanita que os pegasteis!!!

jefoce dijo...

Hola Borja, no estás a lo que tienes que estar. Claro, la cabeza en el Himalaya y normal que pases de los Pirineos... Fue una ruta estupenda y, como dices, muy variada. Ya sabes que nos gusta vivir bien.