jueves, 7 de diciembre de 2017

FAGEKO HARRIA (Una vez más en Iparralde)

Sencilla pero interesante excursión en torno a una cima secundaria del macizo de Larrun. Partimos desde las primeras casas de Sara, viniendo de Bera, y trazamos una circular por los clásicos paisajes de este territorio. Estaba la nieve relativamente cerca y a la bajada salió una luz que nos fue de gran ayuda para ganar en la calidad de las fotografías. Iparralde, siempre Iparralde.
Ubicación: Macizo de Larrun, Iparralde.
Cima: Fageko Harria (552m).
Duración: 2h y 30min.
Acceso: Partimos desde Lehenbizkai, barrio perteneciente a Sara, que podemos alcanzar desde Bera superando el col de Lizuniaga o desde Francia por el col de Saint Ignace.

10:15. Dejamos el coche junto a una casa (100m) y comenzamos la excursión pisando asfalto. Nuestro objetivo es la cima puntiaguda de la derecha.


Dejamos atrás Sara y sus bonitos caseríos.


Los coches apuran hasta el final del asfalto, donde nace a mano izquierda una pista balizada con pintura amarilla que se dirige al Larrun. Pero nosotros nos quedaremos más abajo.

Tomamos una senda que atraviesa este paraje en diagonal.

Y alcanza un collado, entre el Olhain y nuestro objetivo.

La senda continúa hacia el pinar.


Y desde este punto, la cima ya se ve cerca.

Alcanzamos su costado occidental y giramos a la derecha.

11:41. Fageko Harria (552m), en hora y media desde el coche.

Gran mirador del valle donde se asienta Sara. Con sus casas diseminadas. Esto es Iparralde.

Prolongación de la foto anterior hacia el interior.

Hacia Lizuniaga e Ibanteli.

Foto al oeste.

El Larrun, o su antecima oriental más bien.

Sara.

Urtsuia.

Mondarrain y Artzamendi.

Macizo de Gorramendi, con nieve.

Alkurruntz, Hautza y Atxuria.

El grupo encabezado por el Mendaur.

Bera, Erenga y Peñas de Aia.

Volvemos al punto donde estaba el árbol arrancado.

Y vemos que por el norte existe un camino más ancho. Allí bajamos sorteando el helechal.

Ya estamos en él.

Y miramos a la cima ascendida.

Este camino nos depositará nuevamente en el asfalto de la mañana.



El sol ilumina nuestra zona y las fotos ganan en belleza.

Estamos en el clásico paisaje que nos entusiasma.



Y bajamos felices, claro. Pensando en las próximas rutas.

Un nido, creemos, de avispa asiática.

12:45. Fin del itinerario.

Ahí hemos estado.

Y os dejo el mapa.

Y os dejo el mapa de Topopiris.

LAS NOTAS (La escala es del 1 al 5):
DIFICULTAD: 2. Itinerario sencillo y bien marcado. Leve tramo fuera de senda, pero por un helechal sencillo
BELLEZA DEL ITINERARIO: 3,5. Paisajes preciosos y apreciable panorámica.
IMPORTANCIA DE LA CUMBRE: 1.
Y ASÍ LO VIO MI PADRE: Mi partenaire me comenta que "disfrutamos con las vistas de las cimas cercanas y lejanas".
Ésta fue la ruta realizada a Fageko Harria. Una vez más felices en Iparralde.

miércoles, 22 de noviembre de 2017

KOLITZA (El último bocinero)

Vizcaya tiene cinco montes bocineros, cinco cimas emblemáticas desde las cuales se convocaba a Juntas Generales mediante señales sonoras y luminosas. Conocíamos el Gorbea, el Oiz, el Ganekogorta y el Sollube, pero nos faltaba el Kolitza, en Las Encartaciones. Con un bello día otoñal de viento sur accedimos hasta su cúspide por su itinerario clásico, el que parte desde Pandozales. Se atraviesan pistas y pinares, y se llega a la base de la última subida, muy estética, hasta llegar a la cumbre coronada por la ermita de San Sebastián y San Roque. Una montaña que nos deja un grato recuerdo. Fue el último bocinero.
Ubicación: Macizo de Ordunte, Vizcaya.
Cima: Kolitza (864m).
Desnivel acumulado: 546m.
Distancia: 8,04km.
Duración: 2h y 45min.
Acceso: Partimos desde Pandozales, barrio de Balmaseda, al que llega desde Bilbao siguiendo la carretera de Alonsotegi, Sodupe y Zalla. En el centro de Balmaseda se toma por la izquierda (norte) la carretera que asciende hasta las últimas casas de Pandozales. Dejamos el coche en el segundo parking.

10:20. Iniciamos la marcha en el segundo parking (312m), desde donde nace un camino perfectamente balizado.



Es verdad que el acceso hasta el collado no es especialmente atractivo, pero nos ha salido un día con buena luz. Lo vamos a aprovechar.

Ya vemos el Kolitza al fondo.

Aquí con más detalle.

Seguimos alternando pinares con bosques autóctonos.


Hasta que salimos a la pista que da la vuelta a la montaña y accede a su collado occidental. Nosotros subiremos por su vía directa, mucho más bonita.

Que comienza al lado de esta fuente.

Se trata de un zig zag muy bien trazado, algo duro al inicio pero más suave al final.


Los últimos metros nos parecieron preciosos.


Ahí tenemos la ermita. La gente que baja nos avisa del fuerte viento...


Estamos a un paso.

11:58. Kolitza (864m), en poco más de hora y media desde la cima.

Estupendo mirador sobre buena parte de los rincones de Vizcaya.

Hacia el sur.

Burgueño y resto de cimas del macizo de Ordunte.

Hacia Karrantza.

Aprovecho un rato de tregua del viento para enmarcar la ermita. Me impresiona su tamaño.


Y volvemos a descender por su cara septentrional, protegidos del viento sur.

Karrantza.

Alen.

Disfrutamos de este descenso.

Eretza.

Ganekogorta.

De la oscuridad a la luz.


Balmaseda.

De vuelta en la fuente.

Bajamos por el camino de la mañana.


Y de vez en cuando miramos para atrás. Porque nos gusta saber que hemos estado allí.

13:00. Fin del itinerario.

Y os dejo el mapa.

Y en wikiloc os dejo el track: ver track
LAS NOTAS (La escala es del 1 al 5):
DIFICULTAD: 2,5. Itinerario excelentemente marcado y fácil hasta el collado. Luego hay algunas duras rampas.
BELLEZA DEL ITINERARIO: 3,5. Mucho pinar en el inicio, aunque la parte final es preciosa y las vistas, de primer nivel.
IMPORTANCIA DE LA CUMBRE: 3.
Y ASÍ LO VIO MI PADRE: Mi partenaire me comenta que "nos quedamos impresionados con las vistas desde la cima y la ermita".
Y así fue el recorrido al Kolitza, el último bocinero.