jueves, 19 de julio de 2012

PIC D'ESCOBES, 2.771m (Una montaña con miga)

Viene de aquí: ver repor
Y aquí: ver repor
Y aquí: ver repor
El Pic d'Escobes es una montaña muy estética que tiene cierta miga en su tramo final. Su itinerario normal desde el valle de Incles es una verdadera gozada a través de los lagos de Juclar. Podríamos decir que su acceso es un paseo hasta el collado final. A partir de ahí, una dura pendiente mixta (hierba y roca) y una trepada en un ambiente aéreo le dan un sabor especial a la jornada montañera. Fue la mejor guinda que nos podía regalar Andorra.
Ubicación: Macizo de Juclar, Pirineos, Andorra.
Cima: Pic d'Escobes (2.771m).
Desnivel acumulado: 1.015m.
Distancia: 15,15km.
Duración: 7h y 55min.
Acceso: Partimos desde el Pont de la Baladosa, en el valle de Incles. Entrando a Andorra por el sur (La Seu d'Urgell) debemos seguir la vía principal en dirección al puerto de Envalira. Al pasar El Tarter, y antes de llegar a Soldeu, cogemos por la izquierda la estrecha carretera que lleva hasta el amplio parking de la Baladosa.

Ver mapa más grande
9:37. Dejamos el coche en el parking (1.845m) y tomamos la ancha pista que se dirige hacia el refugio y lagos de Juclar. En verano existe un servicio de autobús (10-18horas) que mueve a los turistas desde la carretera principal, pero el tráfico no está prohibido al resto de coches. Simplemente se trata de coordinación.
Photobucket


Photobucket


Photobucket


Cruzamos este puente y empieza la verdadera subida hacia el circo donde se asientan los lagos.
Photobucket


Photobucket


Photobucket


Es una trocha preciosa, que asciende entre los torrentes regalándonos paisajes de excepción.
Photobucket


Photobucket


Llegamos a los lagos pero, antes de seguir la marcha, nos desviamos a hacer un tentempié al refugio, sito unos metros a la derecha (este).
Photobucket


Photobucket


Photobucket


11:05. Refugio de Juclar (2.295m), regentado por un simpático guarda.
Photobucket


Con el estómago algo más lleno, seguimos por la ruta normal rodeando los lagos.
Photobucket


Deberemos alcanzar esos dos collados, marcados por las flechas negras.
Photobucket


Un sendero asciende de manera relativamente cómoda en busca del primer collado.
Photobucket


12:00. Collado de Juclar (2.434m).
Photobucket


Vistas hacia el Ariege, hacia el Rulhe, un pico airoso.
Photobucket
Ahora se trata de buscar el próximo collado, para el que apenas hay que superar desnivel.
Photobucket


Photobucket


12:27. Coll de Alba (2.529m).
Photobucket


Digamos que la excursión termina en este punto. Ahora se trata de superar ese muro, ganar esa cresta, mediante una ascensión fuerte y pesada. Está bien marcado con hitos, pero de verdad que es desagradable. Sería el cansancio acumulado...
Photobucket


Tal es así, que no hay fotos de este tramo hasta salir arriba, momento en el que nos vemos cara a cara con el último escollo del Escobes. Gran foto, gran momento, grandes sensaciones. Estas imágenes, cuando ya lo ves a tiro, cuando la cima no está escondida como antes, te transmiten tal chute de euforia que sabes que conquistarla es cuestión de tiempo. Sólo eso.
Photobucket


Se trata de flanquear en busca de su vertiente más débil.
Photobucket


Photobucket


Photobucket


Unos hitos nos llevarán, tras algún paso de escalada fácil, a ese collado herboso.
Photobucket


Y desde aquí nos quedará trepar por un sendero bien definido pero en un ambiente un tanto aéreo, en el que las tonterías, los despistes, están prohibidos.
Photobucket


Photobucket


Photobucket


Coincidimos en la última chimenea con una cordada de catalanes.
Photobucket


Y los últimos metros los hacemos andando. Gulusmeando el triunfo.
Photobucket


13:32. Pic d'Escobes (2.771m), en cuatro horas desde el coche.
Photobucket


Foto de Marc.
Photobucket


Nos cuesta un poco centrarnos. Personalmente, me ha costado llegar hasta aquí. Disfruto. Siento. Reflexiono. Y, poco a poco, empiezo a hacer lo que siempre hago cuando corono una cumbre: compartir la belleza con ustedes. Aquí la zona de Envalira.
Photobucket


Photobucket


Los lagos. El refugio. La subida.
Photobucket


Hacia el Ariege.
Photobucket


Photobucket


Photobucket


Puigmal.
Photobucket


El refugio de Juclar.
Photobucket


El valle de Incles.
Photobucket
Casamanya, uno de los miradores con mejor reputación de Andorra.
Photobucket


Serrera, Estanyó, La Pica...
Photobucket


Photobucket


Tras comer un poco en la cumbre, emprendemos el descenso por esta misma ruta. Les enseño el paso más comprometido, una chimenea que exige al final (bajando) una estirada un tanto incómoda, un poco atlética. No hay sensación de patio, pero la postura cuesta un poco.
Photobucket


Ya ven que el terreno es vertical. Sean serios.
Photobucket


Desde el collado hemos de volver a la cresta.
Photobucket


Photobucket


Photobucket


Y la labor se centra en retornar sin prisas, satisfechos por haber conseguido los objetivos pero sabiendo que esto no termina hasta llegar al coche.
Photobucket


Photobucket


Photobucket


Photobucket


Por esas laderas del fondo sufrió un susto hace unos años un amigo. Lo puede contar.
Photobucket


Un tramo equipado antes de llegar al refugio, donde volvemos a comer. Ya tranquilos. Ya ha pasado lo peor.
Photobucket


Photobucket


Nos despedimos del Escobes. Ya no lo volveremos a ver. Esto ya es historia. Ya forma parte de los recuerdos.
Photobucket


Coincidimos con el grupo de catalanes de la cima y hacemos parte del descenso con ellos.
Photobucket


Photobucket


Photobucket


Photobucket


Photobucket


17:30. Fin del itinerario.
Photobucket


Fin de fiesta en la Borda del Avi, en Ordino, con una ensalada.
Photobucket
Una parrillada de carne.
Photobucket


Y una piña caramelizada.
Photobucket
Y os dejo el mapa de Topopiris.
Photobucket


Y os dejo la imagen 3D del Google Earth.
Photobucket


Y os dejo el perfil.
Photobucket
Y en wikiloc os dejo el track: ver track

LAS NOTAS (La escala es del 1 al 5):
DIFICULTAD: 5. Itinerario bastante pesado y que exige pasos de escalada con cierto ambiente en el tramo final. La subida previa es penosa y exigirá una óptima fortaleza física.
BELLEZA DEL ITINERARIO: 5. La subida al refugio y el entorno de los lagos es de primera categoría. Grandes vistas.
IMPORTANCIA DE LA CUMBRE: 5.
Éste fue el epílogo de Andorra. Una semana, como ven, cargada de satisfacciones. Seguimos conociendo parte de las cincuenta cumbres más bellas de los Pirineos (ya vamos 36). El Escobes, en concreto, es una montaña con miga.

6 comentarios:

Jonatan ibañez dijo...

Preciosa ascensión. Y además con el punto extra de la necesidad de las trepadas/destrepes.
¡A seguir a por las 50!
Saludos

jefoce dijo...

Buenos días Jonatan, gracias por el comentario. Disfrutamos mucho con la ascensión porque era el último objetivo que cumplíamos y también porque, efectivamente, su conquista tuvo cierta miga, como digo en el titular. Un saludo.

Andua -Fernando dijo...

Sinceramente Mikel, una ascensión 10.
Cuantas cimas se alcanzan en la vertiente norte de esa manera, sendero que recorre un valle con torrente, llegada a ibón con refugio y un recorrido final impresionante... aiinnnsss los pirineos... .

Un abrazo Mikel. Felicidades a los dos. El abrazo para Marc ya se lo he mandado a él.

jefoce dijo...

Buenas tardes Fernando, gracias por el comentario. Acabamos de llegar de Saint Lary de hacer algunas cositas que os enseñaré en los próximos días. Esta ascensión es una gozada, lo tiene todo. Un abrazo.

Iñaki Munain dijo...

Dos cúlmenes en un solo día: cima guapa-guapa y comilona elegante. Olé.

jefoce dijo...

Buenos días Iñaki, gracias por el comentario. La cima tuvo su mérito, así que había que celebrar la semana con un homenaje. Un saludo.